Monreal alerta de una “guerra temprana” en el Gobierno y en Morena por la sucesión de López Obrador




Comienza 2022, aún quedan dos años y medio para las próximas elecciones presidenciales, pero todo el debate político gravita en torno a la sucesión de Andrés Manuel López Obrador. La precampaña se inició hace ya meses, de forma cada vez menos disimulada, y el Gobierno y Morena, el partido que lo sostiene, van camino de librar una guerra de posiciones. Las consecuencias del relevo del mandatario son principalmente internas, pero también determinarán en buena metida los movimientos de todo el tablero. Y el clima de tensión ya es palpable. Uno de los pesos pesados del oficialismo, el senador Ricardo Monreal, ha advertido este domingo contra una “guerra temprana” y una “disputa política” en las filas de su formación y en el Ejecutivo. Para el veterano dirigente, que en varias ocasiones ha manifestado su deseo de optar a la presidencia, uno de los motivos por los que fracasan las revoluciones son las “confrontaciones insalvables” en sus cúpulas.

El jefe de la Junta de Coordinación Política del Senado ha intervenido de nuevo en la discusión a través de un artículo titulado Sucesión adelantada, guerra temprana, el primero de una serie de tres entregas con la que, asegura, pretender “contribuir a un debate ordenado y honesto”. El texto, publicado en su blog, repasa los riesgos de los conflictos internos a través de citas y referencias históricas que van de Karl Marx al asesinato de Emiliano Zapata, la Francia posrevolucionaria de Robespierre, las purgas estalinistas e incluso el tu quoque atribuido a Julio César. La reflexión, en definitiva, va de conjuras y habla del clima por el que atraviesa Morena, que lleva un tiempo sumida en un dédalo de nombres, precandidatos, supuestos favoritos y métodos de elección. Monreal es, junto con la jefa de Gobierno de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, y el canciller Marcelo Ebrard, uno de los mejor posicionados para suceder al presidente.

“La precipitación en la carrera por la sucesión presidencial ha provocado que comience una disputa política inesperada al interior del Gobierno, sus aliados y Morena, el partido que llevó al presidente al poder en 2018″, escribe el político antes de lanzar un aviso. “La historia nos muestra que las grandes revoluciones, que en su mayoría han sido violentas, en el mejor de los casos se interrumpen y, en el peor, colapsan, porque quienes las llevaron a cabo fueron incapaces de sostener principios y renovar democráticamente las dirigencias de sus movimientos, sin desatender que, a causa de rencillas internas que bien pudieron dirimirse, generaron confrontaciones insalvables y colapso institucional en el proyecto”.

Publicar un comentario

0 Comentarios